Más de un año después del inicio de la búsqueda de restos de submarinos alemanes de la Segunda Guerra Mundial entre los balnearios de Costa Bonita y Arenas Verdes, el grupo de investigación Eslabón Perdido anunció que fue confirmada la presencia de restos de una nave submarina, posiblemente alemana, en ese sector.

En un comunicado difundido ayer por Eslabón Perdido, se asegura que los restos del naufragio hallados meses atrás podrían ser los de un submarino alemán, ya que los perfiles que se pueden apreciar en imágenes tomadas bajo el agua en el lugar coinciden con los de una torreta y el periscopio de una nave de esas características.

El comunicado informa que se llegó a esa conclusión a partir del trabajo de los ingenieros navales Juan Martin Canevaro y Andrés Miguel Cuidet “quienes actuaron como peritos de parte del grupo de investigación Eslabón Perdidom que encontró el ignoto navío  hundido y realizó la respectiva denuncia de hallazgo ante la Prefectura Naval Argentina, el 9 de  marzo de este año”. 

“Para llegar a esa conclusión, Cuidet y Canevaro -actual presidente del Consejo  Profesional de Ingeniería Naval- analizaron una gran cantidad de fotos y varias horas de videos  subacuáticos del naufragio obtenidos por esa fuerza de seguridad y por Eslabón Perdido”, explica la nota.

La agrupación de voluntarios Eslabón Perdido, que encabeza el periodista Abel Basti, se creó con el objetivo de encontrar los cascos de submarinos nazis que hacia el final de la Segunda Guerra  Mundial habrían llegado clandestinamente al país y que, tras los desembarcos, fueron hundidos por sus  tripulantes para no dejar rastros. 

Basti ha publicado varios libros sobre el exilio en la Argentina de jerarcas nazis, entre ellos “Bariloche nazi”, “Hitler en Argentina”, “El exilio de Hitler”, “Tras los pasos de Hitler” y “La segunda vida de Hitler”.

Desde finales de la Segunda Guerra Mundial existen varias historias, algunas de ellas convertidas en leyendas urbanas, sobre desembarcos de submarinos nazis entre Necochea y Miramar (Ver la nota Desembarcos de sumarinos alemanes en Necochea), sin embargo, hasta el momento no existía ninguna prueba física que las confirmara.

Incluso Basti denunció por plagio hace unos años a Gerrard Williams y Simon Dunstan autores del libro “Grey Wolf: the escape of Adolf Hitler” (Ver la nota La fuga de Hitler y su paso por Necochea), quienes sostienen que el máximo jerarca nazi no se suicidó, escapó de Alemania, desembarcó en las costas de nuestro distrito y se autoexilió en la Argentina, donde vivió hasta los 73 años. 




Deja tu comentario

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Agua de muerto
Ingresa a ver mis libros gratis en >> KindleUnlimited